15 de marzo de 2009

Carrilleras de cerdo

un detalle

Si os gusta este tipo de carnes la receta de hoy es para disfrutar, no solo por su textura sino también por su salsa.

Hace años las preparé por primera vez y llegué a pensar que sería la última. Aquellas eran de ternera, las había preparado Carlos Arguiñano y me encantó el aspecto que tenía aquella carne ya cocinada. A los pocos días conseguí un par de esas carrilleras en la carnicería, aún hoy creo que me engañaron, tenían un aspecto poco noble, que no malo, y me dije a mi misma que las del programa ya estaban pasadas por quirófano y habían sufrido las operaciones necesarias para estar increíbles de aspecto.

Juro que las preparé igual que el programa de la tele, pero el “resultado resultante resultó” bastante confuso, por no decir incomible. A día de hoy aún no sé que pasó realmente, pero la carne estaba más dura que un pedernal después de haberla cocido algo más de 3 horas. Me sigo preguntando ¿Qué edad tendría aquella vaca?

Pasados unos cuantos años he vuelto a probar, pero cambiando la vaca por el cerdo, y el resultado no tiene nada que ver ¿Será cuestión de edad o de variedad animal?

Los ingredientes:

- 2 carrilleras por persona
- 4 zanahorias
- 2 puerros
- 4 cebolletas
- 1 vasito de Pedro Ximénez
- ½ litro de caldo de carne (*)

Después de dejarlas más limpias que los chorros del oro, y pasarlas por harina, las freí en aceite bien caliente hasta que estuvieron doradas y las reservé.

ingredientes

En ese mismo aceite preparé el sofrito con las zanahorias, los puerros, y las cebolletas, cuando empiezó a estar doradito añadí el vasito de Pedro Ximénez y dejé que diera un hervor. Lo cubrí con el caldo de carne(*), añadí la cabeza de ajos cortada a la mitad, el laurel y las carrilleras que tenía reservadas y dejé cocer todo a fuego lento hasta que las carrilleras estuvieron bien tiernas, lo que tardó casi dos horas.

jugo de carne + PX

Retiré las carrilleras con cuidado para que no se deshicieran, también quité las “pieles de los ajos” y trituré todo hasta dejarlo muy líquido, después lo pasé por un colador fino, por si había quedado algo que se hubiera resistido a ser triturado. Volví a poner la carne en la salsa donde se coció unos minutos más, justo antes de servirla.

calentar la carne en la salsa saltear fruta

La he acompañado con unas rodajas de piña que he caramelizado y unas frutas salteadas con un poco de mantequilla (mango, pera y manzana) que he colocado sobre la piña, de esta forma le di un toque fresco a esta deliciosa carne.
el emplatado

Ya sé que para muchos de vosotros este tipo de carne no es una novedad, para mi dejó de serlo. Espero que os guste esta forma de prepararla.

(*) Caldo de carne: Este fondo me lo enseñó a preparar mi amigo Raúl, es fantástico para hacer salsas para carnes, queda con un color oscuro que le da un tono precioso, y no es el color lo mejor que tiene, lo mejor, sin duda alguna, es el sabor.

Yo tengo la costumbre de preparar bastante y congelar para un par de veces más.

En una bandeja o fuente de horno coloco los 9 huesos de caña, 1 zanahoria, 1 puerro, 1 cebolla, 1 tomate y un chorro de aceite de oliva virgen y lo meto en el horno a 180°.

Cuando todos están bien hartos de calor y muy morenitos los paso a una cazuela, añado un chorro de coñac y flambeo. Añado un vaso de vino tinto y dejo cocer hasta que se evapore todo el alcohol. Cubro con 1 litro de agua y lo dejo cocer una hora y media. Terminada la cocción lo cuelo y listo.

22 comentarios:

  1. Precisamente el viernes estuve en la carnicería que compro habitualmente, y tenía una bandeja llena de carrilleras de cerdo. El carnicero hizo toda una oda a la carrillera, estuvo dando recetas y todo el mundo compró.
    Yo me resisto un poco, porque me da la sensación de que es una carne gelatinosa y no me gustan mucho, pero al ver hoy tu receta....me parece que he cambiado de opinión.
    Solo las había visto en restaurantes y nunca las he probado, pero creo que me estoy perdiendo algo fabuloso.
    Un saludo, Begoña

    ResponderEliminar
  2. El Pedro Ximenez le tiene que sentar a esta carne de maravilla. Me apunto tu receta. Ami me encantan las carrilleras, es una carne jugosa, tierna y exquisita

    Besos. Ana

    ResponderEliminar
  3. Yo creo, que la otra vez el carnicero te la jugo, pero vamos para mi gusto, las de cerdo están mas ricas y si es ibérico mejor, te han quedado preciosas, felicidades y hasta mañana.

    ResponderEliminar
  4. Justamente hoy las he comido tambien estaban muy buenas cocinadas con amor y sin prisas por mi madre.
    Esta carne a mi me encanta tan melosita y solo de ver cómo te han quedado a ti y con ese acompañamiento no rechazaría volverlas a comer mañana.
    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Las carrilleras, esa es la carne que en mi casa siempre nos ha gustado, la melosa tipo morcillo (en su parte jugosa). Te ha quedado de restaurante de estrella michelín, qué bonito y qué rico tendría que estar!!!.

    Pero sin duda me voy apuntar lo que propones de 'caldo de carne', ese bovril casero que de verdad que me ha vuelto loco.

    Un saludo y enhorabuena.

    ResponderEliminar
  6. Para no parar de mojar, y mojar, el Pedro Ximenez que punto el da a las salsas...y la salsa oscura que apetecible, he disfrutado con las fotos.
    usease: pedazo receta!!
    Muac

    ResponderEliminar
  7. Qué ricas, vengo ahora de Cava-ju de ver las suyas, parece que todo el mundo está con las carrilleras...

    Qué bien. Me encantan.

    Voy a tener que preparar yo también unas.

    Besos.

    ResponderEliminar
  8. Margarida, aprovecha cuando vengas a Galicia y llevate unas carrilleras de ternera en cantidad suficiente,je,je.. Seguramente aquel carnicero te vendió las carrilleras de la abuela de la vaca!!
    Es cierto que las de cerdo están buenísimas tambien, incluso más que las de ternera.
    Me apunto el caldito de Raúl, tiene un aspecto fantástico.
    un abrazo

    ResponderEliminar
  9. a mí me vuelven loca las carrilleras !!! y estas tuyas tienen una pintaza de morirse, por cierto la foto es una pasada !! enhorabuena!!

    besotes

    ResponderEliminar
  10. Que ricas, es el segundo o tercer post de carrilleras, ¡¡habrá que hacerlas!!. Las tuyas tienen una pinta inmejorable, con la fruta y todo.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  11. Cada vez que entro en tu blog y esto es muy a menudo, te lo aseguro, se me hace la boca agua.
    El único fallo que les veo a las carrilleras (no a las tuyas, eh?) es que, ahora, se han puesto muy de moda y han tenido una subida en el precio para echarse a temblar. Al menos, aqui, en Zaragoza, pasa lo del precio.
    No sé como estará este tema en el resto del territorio.

    Divina la receta Marga.

    Besicos

    ResponderEliminar
  12. Aquí una que ayer mismo tambien publicó una recta de carrilleras y con tu permiso me llevo tu receta para probarlas de otro modo.

    Yo nunca las había probado, y es que había visto las de ternera y me parecían .... francamente horrorosas. Por eso no me decidí nunca a prepararlas, hasta que me aconsejaron las de cerdo.
    Y que bien me aconsejaron, porque será una cosa que prepare mas veces

    Un saludo

    ResponderEliminar
  13. Pues en casa es de las carnes que más se utiliza. Habiendo niños pequeños me parece ideal porque es super tiernita. Precisamente esta mañana he comprado un kilito para hacerla al oporto que también queda muy rica.
    La tuya tiene un brillo y un color oscuro que la hacen más que apetecible.
    Besitos sin gluten

    ResponderEliminar
  14. hoy me has llegado al alma con esta receta fantástica de una de mis carnes favoritas, y con esta salsa que te ha quedcado, con el mejor color que he visto.
    me encantan las carrilleras de cerdo, pero te recomiendo que vuelvas a probar con las de ternera, bien pulidas, son incomparables.

    ResponderEliminar
  15. Begoña es una carne deliciosa que deberías probar, y sólo si te gusta te estarás perdiendo algo ;)

    recetasdemama le sienta de lujo y hacen una buena pareja.
    Besitos.

    pepa y eso que era conocido…

    Maria Dolores bonita definición “tan melositas” me gusta :)

    Carlos Dube no dejes de hacerlo, te encantará, y ya no volverán a comprar el frasquito oscuro jejeje

    Su eso, y venga de mojar y más y más ;)

    El futuro bloguero nunca es tarde si la dicha es buena. Besitos.

    Pilar que le vamos a hacer. Pero ya solo las quiero de gorrinillo ;)

    Cabriola graaaaaaciiiiiaaaaassssss!!!! Mil besos.

    Carlos Noceda anímate y forma parte del club de fan de las carrilleras ;)

    wivith para ser sincera te diré que no recuerdo a como estaban, en las próximas tendré en cuenta el precio.
    Un beso :)

    Delantal ¿Te guardo?

    Josemari tengo que empezar a hacerte la competencia en salsas jejeje

    comoju-Cova francamente tienen un aspecto algo “desaliñado” todo lo contrario que las de cerdo, tan recogiditas ellas :)

    Zerogluten ¿Al oporto? Que ricas, ya nos contarás como las preparas. Un besazo.

    ResponderEliminar
  16. Personalmente prefiero el cerdo a la ternera, y asi como lo has preparado tiene un aspecto delicioso, y el acompañamiento lo encuentro muy acertado, un diez como siempre, un beso!!

    ResponderEliminar
  17. Muchísimas gracias por la receta. Nunca había hecho carrilleras hasta estas Navidades, y ¡Ayyyy! si hubiera tenido tu receta seguro que hubieran estado mucho más ricas. Lo confieso: fue un poco desastre. Un beso muy grande. Preciosas fotos. Sonia

    ResponderEliminar
  18. Maria Jose mil gracias por tu diez :)

    Sonia ya tenemos dos desastres, el tuyo y el mio jejeje
    Besitos mil.

    ResponderEliminar
  19. Hoy me animé a preparar de esta forma las carilleras, pero no he sabido muy bien como caramelizar la piña y las otras frutas...Yo hice un almíbar clarito con agua y azúcar, y las salteé ¿Es así como lo haces? Besotes!

    ResponderEliminar
  20. Hola! me encanta el cambio de imagen!! está precioso el blog.
    voy a hacer las carrilleras a ver qué tal me salen
    Un saludo

    ResponderEliminar