10 de diciembre de 2011

Tarta rosa, rosae

Tarta rosa-rosae


Esta tarta es maravillosa. Es el tipo de dulce que más me gusta sin duda alguna. Lo que a la vez supone una “desgracia” porque no soy capaz de comer un trozo pequeño, y si lo hago, repito con otro también pequeño ;)

La culpable de esta historia es mi amiga Rosa del Fresno, cada vez que viene a locutar algún guión o texto siempre, antes o después, nos hacemos confidencias culinarias, entre otras cosas, y en una de esas últimas charlas me contó esta tarta. Y como es natural en mí le pedí cantidades y como siempre me contesto ¡Uy! ¿Cantidades? ¡Ni idea! Yo la preparo así, y transcribo exactamente su recta:

Masa brisa finita, de la que venden congelada.
Ciruelas partidas sin hueso.
Rellenar el molde.
Harina, mantequilla más azúcar por encima.
Horno 180º


¿…? Y… ¿Ya está? Dije…y contestó ella… es facilísima y para ti está chupado, ya me dirás como te sale… y claro, yo aún más ¿…?

Y vaya si ha salido, dos he hecho ya, a cual más rica y deliciosa. Realmente Rosa tenía razón, es fácil, muy fácil. Las cantidades te las va pidiendo la cantidad de masa que utilizas y el molde donde la preparas, por eso, voy a intentar, más o menos, contar las que he utilizado.

Una la preparé con pasta azucarada y la otra con pasta quebrada azucarada.

La pasta quebrada azucarada es una delicia, aunque es algo más delicada de trabajar merece la pena el mínimo esfuerzo que supone y del que no se arrepiente uno jamás de haberla utilizado.

Ingredientes para la pasta quebrada azucarada.

- 250g de harina
- 200g de mantequilla en trozo y no demasiado fría
- 100g de azúcar lustre tamizado
- 2 yemas de huevo
- Pizca de sal


La harina sobre la superficie de trabajo y un buen cráter en el centro. En ese centro pongo la mantequilla el azúcar y la sal y con la punta de los dedos mezclo estos ingredientes y los amaso. Añado las yemas y sigo mezclando, siempre con la punta de los dedos.

Poco a poco voy incorporando la harina hasta que esté completamente incorporada, pero con la punta de los dedos hasta que estén bien ligados todos los ingredientes.

Ahora con la palma de la mano se amasa hasta que la pasta esté firme. Le doy forma de bola, la envuelvo con film y la guardo en la nevera como mínimo una hora.

Mientras parto las ciruelas a la mitad, las pelo y quito el hueso. Como no estaban precisamente en su punto las he dejado con un poco de azúcar hasta el momento de utilizarlas. ¿Cuántas ciruelas? Las que se ajusten al tamaño del molde que se vaya a utilizar.


ciruelas con azucar


Cubro el fondo del molde con la pasta quebrada azucarada después de estirarla hasta que quede como de unos 5mm de gruesa, más o menos, tampoco hay que ser puristas. Con un tenedor pincho el fondo por toda su superficie.


ciruelas bien juntas


Sobre el fondo voy colocando las ciruelas boca abajo y cubro toda la superficie con la siguiente mezcla, o lo que es lo mismo con un “crumble” que he preparado con:

- 100g de azúcar
- 100g de harina
- 100g de mantequilla muy fría cortada en trocitos
- 100g de nueces picadas


Mezclo todos los ingredientes, menos la nueces, y los voy frotando con las manos hasta que parezcan tropezones. Añado las nueces troceadas mezclando lo justo para que no se derrita la mantequilla y a cubrir las ciruelas.


crumble


El horno ya estará caliente a 180º, solo falta dejar cocer hasta que la pasta y toda la superficie estén doraditas.


Tarta rosa-rosae


Es sencilla, rápida, fácil, y sobre todo, una tarta ¡DELICIOSAMENTE ESPLÉNDIDA!

Tarta rosa-rosae


Gracias Rosa, ojala me sigas contando dulces o salados tan productivos como esta tarta sin nombre, aunque crees que es alemana o por lo menos de esa zona.


higos cuello de dama y ciruelas ciruelas, higos, platano


Por cierto, la primera la rellené con higos de cuello de dama, sosísimos por cierto, y como no había bastantes un par de ciruelas, no tenía más en aquel momento, y como aún quedaba algún hueco pues… un plátano. Sinceramente, el cuanto vuelvan los higos serán los favoritos para un relleno total.

24 comentarios:

  1. ¡Impresionante....me encanta este tipo de tartas!
    También me pasa lo mismo que a ti, no soy capaz de comerme solo un poco....ayyyyyy.
    Un abrazo, Isabel

    ResponderEliminar
  2. Pues tienes toda la razón.. es una maravilla de tarta y ademas de fácil rica,no me extraña que no puedas comer un trocito pequeño
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Ummm, tiene una pinta exquisita, yo tampoco podría comer un trozo pequeño, me comería uno bien grande.
    Un besín.

    ResponderEliminar
  4. Si que tiene que estar buena, me encanta sobre todo el corte que nos enseñas, me parece tan sugerente.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  5. Uy, qué peligro tiene esta tarta!! Como para conformarse con un trocín pequeñito!!!
    Besitos

    ResponderEliminar
  6. ostras que maravilla de tartaaaaa,la verdad que apetece un montón,me la apunto ahora mismo,un beso

    ResponderEliminar
  7. Tiene que estar de muerteeeee! Se puede hacer con las frutas que quieras supongo. Hay que probarla. Estas recetas así improvisadas con tan pocos datos me encantan!

    ResponderEliminar
  8. Qué cosa más rica, por diosssssssss. Habrá que probarla aunque me tengo que esperar un poco porque tengo exceso de dulces en casa y se han negado a seguir comiendo jejejej
    Bss
    La cocina de Mar
    http://la-cocina-de-mar.blogspot.com

    ResponderEliminar
  9. Guauuu, Marga, qué rica la tarta, impresionanted e verdad. Y las fotos siguen siendo maravillosas.

    ResponderEliminar
  10. Yo tampoco podría parar de comer. Me encantan las tartas de frutas. Bss
    Elena

    ResponderEliminar
  11. Seguro que me pasaría lo mismo qie a ti, no podría dejar de conmerla.

    ResponderEliminar
  12. La pintaza como bien dices lo delata, es una delicia de postre.
    Vaya tarta estupenda que te has marcado?
    Y tú no decías que tu fuerte no era lo dulce. BenditoseaDios, menosmal! jaja.
    Besos.

    ResponderEliminar
  13. Pues ahora mismo la tengo en el horno mitad de ciruelas un poco "tocadas" y mitad de melocotones.
    A ver si les gusta Bicos!!

    ResponderEliminar
  14. a mi me pasa como a ti, tengo más voluntad para no probar que para dejar de comer, jajaja

    Salu2, Paula
    http://conlaszarpasenlamasa.cultura-libre.net
    http://galletilandia.cultura-libre.net

    ResponderEliminar
  15. Me encantan las tartas con futas... esta hay que probarla¡

    T como esta semana ya no se si volveré a entrar por aqui, te deseo felices fiestas

    Besos. Ana

    ResponderEliminar
  16. Marga, estoy contigo. Este es el tipo de tarta que me pierde. Si la viera en un menú seguro segurísimo que la pedía.

    Esa combinación de fruta y crumble me resulta un placer tal !!!!

    Me encantan las bolitas de foie, queso y mermelada. Qué buena idea para un aperitivo para estas comidas que tenemos en breve.

    Me encantó verte el viernes.

    Bss y hasta pronto !!!

    ResponderEliminar