15 de octubre de 2015

Jarrete de cerdo guisado “España -Cocinas del mundo"


Que rebueno, toca la Ñ, gracias Mar por tu elección. Parece fácil, pero nada más lejos de la realidad, elegir un plato de nuestro maravilloso país lleno de buena  gastronomía no ha sido tarea sencilla.  Es la ventaja de jugar en casa, conoces un poco de cada región y aun mejor, conoces tanto de sus pueblos que es complicado, muy complicado decidirte, aunque yo tenía claro que mi elección falaria galego, faltaría más, pero… ¡caramba! Que podía elegir  y cuanto me dejaba por hacer…

Caldo, lacón con grelos, cocido gallego, callos con garbanzos, pulpo, caldeiradas, sus mil empanadas, capón, huevos fritos con zorza,  mariscos, filloas, bicas, melindres, canutillos de crema, tarta de Santiago, etc.,  pero al final me he decidido por un “guiso” súper casero que está para chuparse los dedos y mucho más.

Lo normal es utilizar jarrete de ternera, o lo que es lo mismo, morcillo, pero me gusta este guiso especialmente hecho con codillos de cerdo frescos y sin cuero, pero claro, tampoco es tan sencillo encontrar este corte en las carnicerías, así que, como otras veces, me fui a la tienda y le dije a mi carnicero: “Juan Carlos… ¿me puedes traer esto?” y vaya si me lo trajo,  5 hermosos codillos de cerdo que casi no tengo pota o perola para meterlos  juntos, pero entraron, hasta ahí podíamos llegar.

Vamos con los ingredientes:

- 5 codillos de cerdo frescos y sin cuero
- 2 dientes de ajo
- Un buen ramillete de perejil
- 3 zanahorias
- 2 cebollas
- 1 pimiento rojo
- 1 pimiento verde
- 300ml de vino blanco
- 1 litro de un buen caldo
- Sal
- Aceite
- Patatas pequeñas
- ½ k de guisantes

Tuve los codillos bien embadurnados con el ajo y el perejil, previamente machacados juntos, y un buen chorretón de aceite unas 3 horas.

En una sartén amplia puse aceite para dorar bien los codillos, pero antes, retiré bien todo el ajo y el perejil que estaba bien pegado a las carnes ¿por qué hice esto? Sencillo, quería que ese machacado formara parte del guiso y si lo ponía a dorar junto con el codillo al final sería una carbonilla que no interesaba para nada, ya sabemos que pasa con   el ajo cuando se quema. Sazoné la carne antes de su fritura.

Bien, una vez bien dorados esperan su turno en una fuente o bandeja donde quepan todos.

Sobre el aceite con el picadillo de ajo y perejil, que está en la perola donde se han adobado alegremente, añado las cebollas, las zanahorias y los pimientos, picados en cuadrados, y dejo que se rehogue un poco. Sazono.

Mientras enciendo el horno a 160º.

Pongo los codillos dentro de la perola, añado el vino blanco y que cueza unos minutos para que se evapore un poco el alcohol. Enseguida el caldo.

Cuando empieza a hervir tapo la olla y al horno, allí estará unas tres horas tranquilamente y sin destapar.

Mientras voy preparando las patatas. Como tenía en casa una buena cantidad de ellas de un tamaño pequeño que había comprado para otra elaboración no dudé en usarlas,  me vinieron geniales para este delicioso guiso.


Las dejé que se frieran a fuego lento hasta que estuvieran doradas por fuera y cremosas por dentro.

Retiro la olla del fuego y raspo todo lo pegado de los bordes, es puro sabor, añado las patatas y los guisantes y ya sobre el fuego dejo cocer todo junto, a fuego lentísimo, hasta que los guisantes estén bien cocidos, que no deshechos, unos minutos si tenemos en cuenta que eran congelados. Y listo. Tapar y dejar reposar unas horas, o hasta el día siguiente.


No os podéis imaginar cómo olía la cocina y como estaba este guiso,  maravilloso. Lo siento, en este caso no tengo abuela, pero merece la pena recuperar y disfrutar de estos guisos un poco olvidados, y mira que Mami los hacía divinos.

Querida Mar, gracias, por esta Ñ y por este país lleno de contrastes, de sabores y de buenas gentes.

Pero claro, como ahora llega la O, pensaréis que voy a elegir el único país del mundo mundial que empieza por esa letra, pues NO, me niego, las normas sin normas, como estas cocinas del mundo me  permiten otra licencia, las obligaciones, si las hay, para cosas serias, porque esto, amig@s  mi@s,  es un juego, ni más ni menos, un juego que nos hace disfrutar todos los meses con la gastronomía de algún país y Europa está lleno de ellos.     
                           
Österreich (Republik Österreich), o lo que es lo mismo, Austria.

Os espero el próximo 15 de Noviembre y como siempre...


25 comentarios:

  1. Un guiso delicioso, si señora, perfecto para combatir el frio y tener el estomago contento, jeje
    Yo pongo el postre ;)
    Bicosssss

    ResponderEliminar
  2. Qué plato tan rico Margarita! Me encantan este tipo de guisos y para este tiempo son lo mejor. Lo haré seguro. Enhorabuena! Y nada más... que nos vemos en Austria! :) Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te encantará y Austria también jejejeje

      Besos

      Eliminar
  3. Ñam, ñam y ñam.. poco mas puedo añadir a este platazo. Nos vemos en la bien traida Österreich ;) BSS

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nos vemos y con buenos platos.

      Te espero. Bss.

      Eliminar
  4. ¡¡Maaaadre, qué rico!!. Con un buen pan, camino y marcha.
    Enhorabuena por esta estupenda receta.
    Un besote

    ResponderEliminar
  5. Estos jarretes tienen una pinta fantástica, menudas fotos que haces, parece que se puede coger un trocito a través de la pantalla. Y qué bien explicado...en fin, una maestra en muchísimas cosas y...Marga, Marga....no me lo había imaginado siquiera. Una elección fantástica de país. Estoy segura de que a todos nos pasa lo mismo.
    Un besote muy fuerte y nos vemos por Austria - Österreich

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Después de esa Ñ maravillosa que evita que mi apellido sea Nunez o Nu/ez la O me parece peccata minuta ;)

      Besitos miles

      Eliminar
  6. Me parece estupenda tu eleccion porque francamente la "O" no tenía mucho futuro... jejeje. Ahora mirando ese guiso y esas patatas estoy como los niños detras de un escaparate de juguetes....con las lagrimas en los ojos .....
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Futuro 0, osease ninguno pero esas montañas austriacas guardan grandes platos.

      Besos

      Eliminar
  7. Pedazo de guiso, de esos que mejoran al día siguiente y que llaman a una siesta larga y placentera.
    Vamos haciendo maleta para viajar a Oustria, jijiji gran elección.
    Abrazos.
    http://mirecetario.es

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Adoro los guisos y mira que tenemos en este nuestro maravilloso país :)

      Bss

      Eliminar
  8. Ya me estaba preguntando yo que demonios comian en Oman! Menos mal! Esta receta tiene una pinta absolutamente deliciosa! Un besito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso mismo me pregunté yo y no me gustó lo que encontré ;)

      Besos

      Eliminar
  9. Un guiso de los de chup chup que huele hasta aqui. Me gustará viajar a Austria.

    Bss

    Elena

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estaba de lujo, de los que hay que repetir y repetiré.

      Besos

      Eliminar
  10. Que pinta tiene chica, que melosito uuummm se me hace la boca agua.
    Tu siempre podrás permitirte las licencias que quieras, como tu dices lo divertido es jugar, muy original tu país jejeje...
    Besos
    Nieves

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esta vez viajará Elena, seguro que disfruta con alguno de sus platos, que tiene y muchos.

      Besitos

      Eliminar
  11. Tiene una pinta... la carne se ve tan melosita y la salsa pura tentación para combatir estos primeros días de frío... Pero anda que no cuesta decantarse porque hay tantas tradiciones distintas en españa que poco tiene que ver la catalana con la gallega...
    Fantástica tu elección, como siempre!
    Besos y feliz semana,
    Palmira

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón, nada que ver, pero las dos espléndidas, sin duda alguna :)

      Besitos

      Eliminar
  12. Que bueno te quedo este jarrete,y que salsita rica para mojar pan.
    Nos vemos en el mes próximo.besinos desde Asturias

    ResponderEliminar
  13. Uff ¡qué saborazo se le nota sólo de mirar la foto! Y la carne se ve súper tierna, riquísimo =D

    ResponderEliminar