26 de diciembre de 2018

Caponata siciliana de berenjenas




La mejor caponata siciliana de berenjenas

Caponata de berenjenas


Sicilia, ese lugar que ya quería visitar desde mucho antes de conocer al Comisario Montalbano, sin embargo, este personaje si ha sido el culpable  de mi admiración  de su gastronomía.

Los arancini fueron mi primera experiencia con la cocina siciliana, y ya sé cual va a ser el siguiente plato después de esta caponata que, por supuesto, también os contaré.

No es la primera vez que descubro un plato siciliano en un capítulo de mi Comisario preferido, ni el primero que me enamora para siempre jamás porque, si te gustan las berenjenas, yo las adoro, esta forma de disfrutarlas es increíble, en serio, no puedes parar.
Yo pretendía hacer pasta con caponata y se quedó en eso… “yo quería”.

Menos mal que hice unas fotos al terminar el cocinado, también a unos trozos de pan que preparé para ir picando y claro, trocito a trocito...

Ingredientes para la caponata de berenjenas

  • 2 Berenjenas 
  • 2 tallos de apio
  • 1 Cebolla 1
  • 1 c/s Alcaparras 
  • 3 c/s  Aceitunas negras 
  • 1 vaso de tomate frito
  • 20g Piñones 
  • 100 ml Vinagre de vino blanco 
  • 1 c/s  Azúcar 
  • Albahaca
  • Sal
  • Aceite virgen extra

Paso 1

Importante, no quitar la piel de las berenjenas.

Con este punto bien claro troceo las berenjenas en cubos. Las salo y dejo reposar un buen rato sobre un escurridor de verduras para que pierdan amargor si es que lo tienen.  Pasado el tiempo un baño importante de agua para que no quede ni una gota de sal, huelga decir que ya no es necesario añadirles ni una gota más.



La mejor caponata siciliana de berenjenas


Las pongo sobre un paño bien limpio para que pierdan cualquier resto de agua que puedan tener.

Paso 2

En una sartén pongo aceite y cuando está bien caliente incorporo las berenjenas troceadas, remuevo y frio hasta que estén bien doradas. 



La mejor caponata siciliana de berenjenas


Las retiro del aceite y dejo que escurran sobre un colador por si queda el mínimo rastro de aceite. Reservo

Paso 3

En el mismo aceite sobrante de la fritura de las berenjenas frio el apio y la cebolla que ya tengo troceado.



La mejor caponata siciliana de berenjenas


Pasados unos minutos añado las aceitunas, las alcaparras y los piñones. Sigo salteando uso minutos más.

Paso 4

Mientras se cocinaba todo lo anterior he mezclado el vinagre con el azúcar.

Paso 5


Ahora vuelco la mezcla de vinagre con azúcar, unas vueltas para que evapore un poco y que cocine unos minutos.

Es el momento de añadir el tomate, dejar cocinar otros 3 o 4 minutos más.



La mejor caponata siciliana de berenjenas


Paso 6

Es el momento de incorporar la berenjena que tenía reservada, mezclar con el resto de los ingredientes y a cocinar todo junto otro par de minutos.



La mejor caponata siciliana de berenjenas


No importa que esté frío, caliente o templado, es delicioso a cualquier temperatura y, como cualquier guiso, mejora de un día para otro.

Un plato en el que se tarda poco en preparar los ingredientes y desde luego, la elaboración es muy, muy sencilla y el resultado todo un espectáculo.



19 de diciembre de 2018

Mantecadas borrachas - RecetasDeConventosyMonasterios



Mantecadas borrachas #RecetasDeConventosyMonasterios


Mantecadas borrachas 


Parece increíble pero ya estamos en Navidad,  tiempo de turrones y de tantos dulces navideños a los que es imposible resistirse. Y para este mes Carmen ha elegido en nuestro reto #RecetasDeConventosyMonasterios ni más ni menos que unas Mantecadas borrachas de lo más apropiadas para estas fiestas.

Una receta de los monjes de Santo Domingo de Silos, una abadía benedictina en el municipio de Santo Domingo de Silos en la provincia de Burgos, comunidad autónoma de Castilla León. Un lugar que formó parte de mis estudios de Historia del Arte y que he tenido la suerte de visitar un par de veces, y estoy segura de que volveré, una visita siempre merece la pena. 

Ingredientes “originales” para las mantecadas borrachas:
  • 200g de manteca de cerdo
  • 150g de azúcar
  • 150g de harina
  • 2 ½ de vino
  • Unas gotas de esencia de limón


Paso 1

Empecé batiendo la manteca a la que fui añadiendo el vino poco a poco y, como no tenía esencia de limón, incorporé ralladura de un limón.

Paso 2

Al tiempo se añade la harina y por último el azúcar.

En este punto el libro dice que cuando tengamos una masa manejable se deja con un centímetro de espesor y se corta con cortapastas o con un vaso ¡Imposible! Con estas cantidades no se consigue una masa, algo absolutamente evidente según vas batiendo y ves que aquello queda como para hacer tortitas.



Mantecadas borrachas #RecetasDeConventosyMonasterios


En ese momento decidí añadir más harina y azúcar de forma proporcional a las cantidades del principio y llegado un punto decidí probar a recortar aquella “masa” con mucho sufrimiento, pero corté mis mantecadas,  las cocí y esta foto es el resultado.



Mantecadas borrachas #RecetasDeConventosyMonasterios


Ricas, muy ricas de sabor pero ni parecidas a la foto del libro y como soy muy cabezona repetí, pero variando las cantidades.

Para empezar NO PUSE 250ml de vino, utilicé Mistela, puse 100ml,  harina unos 350g y el resto tal cual. Al final del nuevo amasado tenía una masa que pude cortar y cocer más cómodamente.

Y este es el resultado de estas mantecadas absolutamente adictivas.


Mantecadas borrachas #RecetasDeConventosyMonasterios


Ahora me voy volando a ver las mantecadas borrachas de mis amigas, a ver si ellas también han tenido algún que otro problema con las cantidades originales, sea lo que sea no os podéis perder esta nueva entrega de nuestras #RecetasDeConventosyMonasterios







Anteriores entregas de #RecetasDeConventosyMonasterios en el blog:



Mantecadas borrachas #RecetasDeConventosyMonasterios


14 de diciembre de 2018

Pasta mafalde con salsa de vinagreta





Pasta mafalde con sofrito delicioso

Pasta mafalde con salsa de vinagreta


Os cuento esta sencillísima preparación porque es el resultado de lo que iba a ser y no fue. Y, como tantas veces, no estaba dispuesta a desperdiciar aquel preparado.

Necesitaba una vinagreta para acompañar, en este caso, un gazpacho, sí, un gazpacho, a mí me encanta encontrar frescos tropezones en mi plato gazpachero y me dediqué a picar los ingredientes, claro que no conté que sólo yo añado una o dos cucharadas del picadillo en mi plato, que añadí, pero no sé en qué momento olvidé  exactamente eso, que necesitaba un par de cucharadas y piqué frescura como si no hubiera un mañana.

Si mal no recuerdo utilicé: ½ cebolleta más su parte verde + 1 pimiento amarillo + ¼ de pimiento verde italiano + ¼ de pimiento rojo + 6 aceitunas + 4 pepinillos en vinagre + 4 piparras + 1 huevo duro + un chorro de AOVE = una barbaridad.

Conclusión, un tarro de cristal de 500g lleno de mi colorido picadillo al frigo porque tirar nada de nada, ya sabéis que #aquínosetiranada. Por eso decidí probar a hacer un sofrito con la mezcla dejando que todo estuviera perfectamente pochado. Salpimenté y añadí un par de tomates picados sin piel y sin pepitas. Al final de la cocción añadí perejil picado y un par de cucharadas de alcaparras, un par de vueltas y lista mi salsa para acompañar un buen plato de pasta, esta mafalde corte de Barilla.

He incorporado a la salsa un poco del agua de cocción de la pasta y la propia pasta, también he rallado una generosa cantidad de parmesano que he mezclado sin retirar del fuego y,  antes de servir unas lascas de queso, en este caso un delicioso mimolette.



Pasta mafalde con sofrito delicioso


A veces hago fotos por si acaso, pero esta vez no me fiaba nada de aquella mezcla, craso error, claro que por otro lado es tan sencillo que casi no hacen ni falta, es más, igual ni se merece una entrada pero estaba tan rica que aquí lo dejo…


5 de diciembre de 2018

Tartaletas rellenas con champiñones a la polonesa



El mejor relleno de champiñon para unas tartaletas gratinadas

Tartaletas rellenas con champiñones a la polonesa


Mi congelador, de vez en cuando, me da sorpresas que no siempre producen buenos resultados. No sería la primera vez que algún paquete perdido termina archivado en la “B” de b…, algo que como decía mi Mami “me llevan los demonios”
Esta vez todo ha sido bien aprovechado y con un resultado bastante resultón y, lo que es mejor, absolutamente delicioso.
Por un lado unas tartaletas y por otro una farsa preparada para rellenar berenjenas con champiñones a la polonesa y algunos añadidos que paso a contaros.

Ingredientes para rellenar las tartaletas:
  • 200g de champiñón portobello muy picados
  • 1 cebolleta
  • La carne de 1 berenjena asada
  • 1 c / s salsa de chile
  • echalotes conjuntos 1 c / s
  • Tomate frito casero con albahaca
  • 3 tartaletas
  • Parmesano rallado

Paso 1
Preparo un sabroso sofrito con los champis, la cebolleta y la carne de la berenjena asada. Cuando está bien sofrito incorporo  el ají, la salsa de chili y el confit de echalotes. Mezclo todo bien y listo.


El mejor relleno de champiñon para unas tartaletas gratinadas

El mejor relleno de champiñon para unas tartaletas gratinadas



El mejor relleno de champiñon para unas tartaletas gratinadas

Paso 2
Relleno  bien las tartaletas, la mezcla anterior me ha dado para rellenar las tres supervivientes, cada una es suficiente para una ración generosa.

Paso 3
He puesto por encima del relleno un par de cucharadas de tomate frito casero que he preparado en la Thermomix sobre la marcha.



El mejor relleno de champiñon para unas tartaletas gratinadas

1 bote de tomate entero pelado con su jugo + sal + pimienta + 1 cucharita de azúcar moreno + un hermoso ramillete de albahaca, bueno, solo las hojas = suficiente para un tomate frito sobre la marcha bien sabroso. 35 ‘ 120º vel 1.

Paso 4
Por encima un poco de queso parmesano rallado que he mezclado con una pizca de nata líquida, para que se quede en todo lo alto. Y por último una pizca de mantequilla.



El mejor relleno de champiñon para unas tartaletas gratinadas

Paso 5
Listas las tartaletas para entrar en el horno a 180º hasta que estén bien calientes y el queso bien fundido.



El mejor relleno de champiñon para unas tartaletas gratinadas

Y nada más, listos para llevar a la mesa y empezar a disfrutar de esta delicia.


El mejor relleno de champiñon para unas tartaletas gratinadas

Es lo bueno de no tirar nada que sea aprovechable y buscar un hueco en el congelador, me encanta la cocina de aprovechamiento.