5 de marzo de 2012

Bolas de cocido

bolitas de cocido


Estas bolas, que no me atrevo a llamar albóndigas, surgieron de una parte de las sobras del cocido del día de Reyes. Porque en esta casa ese día se come cocido gallego al completo, y claro, luego pasa lo que pasa, que sobra para cuatro veces más. Dos de esas veces estaban resueltas con un buen reparto, pero las otras dos terminaron en el congeleitor, para no variar (creo que voy a tener que comprarme uno mas brande) y como tantas veces, su fondo es de gran ayuda.

Estas carnes ya fueron congeladas en perfecto estado de limpieza, es decir, sin pellejos ni huesos ni nada que volviera a necesitar un cuchillo cuando estuvieran en un plato, porque estaba previsto que terminarían dentro de una empanada, como así fue, pero aun después de estar bien rellena esa empanada, seguía quedando carne y yo no estaba dispuesta a desperdiciar ni una brizna, y este es el resultado.

Además de la carne del cocido:

- ½ cebolla y una chalota que despues de picar he sofrito y he añadido a la carne del cocido muy picada.

- También le he puesto un huevo bien batido más tomate seco en trocitos y un buen manojo perejil muy picado.


Después de mezclar todos estos ingredientes aquello quedaba un poco clarucho así que para darle un poco de cuerpo y poder manipularlo, malamente, y poder darles algo de forma, sólo se me ocurrió añadir un poco de miga de pan, y oye, mano de santo.

A partir de aquí ya no fue tan fácil, intentar darles forma a mano fue misión imposible, vamos, ni el Tom Cruise ese. Así que a modo McGyver con un par de cucharas les di la mejor forma que pude, y sin ni siquiera pasarlas por harina. Eran tan delicadas que mejor no menearlas demasiado, así que las fui dejando con cuidado en un plato.

Calenté aceite abundante y cuando estuvo bien caliente allí fueron a parar estas falsas albóndigas.

En abundante aceite y muy caliente, tiene su lógica, quería que se doraran rápidamente y no tener que darles la vuelta por temor a roturas irreparables, funcionó, ni una rota.

La salsa sencilla, tomate frito casero que esta vez preparé sustituyendo las cebollas por las porretas de las cebollas, regalo de mí amiguete JD. Quedó una salsa de tomate frito absolutamente tradicional y sencilla pero rica, rica.

Con esta salsa ya caliente en una cazuela, fui añadiendo las pelotas recién fritas y todas ellas doraditas, dejé que se calentaran unos minutos a la vez que la salsa, no quería que cocieran prácticamente nada, la carne ya estaba mas que hecha y tan solo necesitaba un baño de calor.


bolitas de cocido


Tan fácil y tan sencillo que no hay nada más, ni una foto, no pensé que esto resultara pero resultó.

20 comentarios:

  1. Yo creo que bolas es un nombre justo.......... y se ven riquísimas.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Una idea fantástica ! mi madre siempre nos ponía la carne con tomate y pimiento verde pero esta preparación la verdad es que se sale.
    Las fotos preciosas
    Besitos

    ResponderEliminar
  3. Qué bueno!!! Eres la reina de las sobras!

    ResponderEliminar
  4. Me encanta tu propuesta, tienen que estar deliciosas y queda una presentación estupenda. Un saludo, Clara.

    ResponderEliminar
  5. Tienen una pinta increíble, y la presentación del plato espectacular!
    Tienes una maravilla de blog, y para mí un referente. Gracias por deleitarnos con tus recetas.

    Saludos!

    www.cocinandoentrefogones.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  6. Jajajajaj.... que artista estás hecha.

    Me apunto a las bolas de cocido!!

    Bicos mil.

    Lau.

    ResponderEliminar
  7. Tu eres como yo, imaginación al poder. una idea perfecta me la apunto compañera. Besos

    ResponderEliminar
  8. En Murcia (y otros sitios, imagino) a las albóndigas y preparaciones parecidas las llaman "pelotas", pero nunca me ha gustado esa palabra, "bolas" es mucho mejor :D
    Qué apañada eres con las sobras de tus espectaculares platos, si hasta me dan ganas de probarlas a mi, que no me gusta nada el cocido :P

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  9. riquisimas, me encanta este tipo de aprovechamientos

    ResponderEliminar
  10. Una receta estupenda para aprovechar las sobras! un saludo!

    ResponderEliminar
  11. Tú fíjate que lola le llama a las albóndigas 'pelotillas' jejejeje, pues al final, se me ha pegado. Correcto lo de bolas, y espectacular imaginarme su sabor.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  12. Vaya pintazaaa! que buena idea de "ALBONDIGAS" me encantan, y la salsa, el toque de oro :D

    ResponderEliminar
  13. Que ricas te han quedado estas bolas, además que aprovechas las sobras del cocido, que siempre es importante.
    Un besín.

    ResponderEliminar
  14. Me ha gustado muchísimo la idea y sobre todo el aspecto tan estupendo de las bolas de cocido. Tienen que estar riquísimas.

    Un Saludo.

    ResponderEliminar
  15. ay madreee, qué cosa tan rica con esa salsita y esas patatillas fritas (que he desterrado de mi dieta con lágrimas en los ojos)creoq ue me voy a animar a hacerlas en breve, ya te contARÉ

    besotes y gracias por la idea

    ResponderEliminar
  16. Que buena pinta tiene eso...
    cosicasdulces.blogspot.com

    ResponderEliminar
  17. uy¡¡¡ pero qué riquísimas te han quedado y qué buena receta me dejas aquí, ya sé lo que tengo q hacer porque en casa el cocido se come mucho, pero no siempre la carne. Gracias Marga¡¡¡

    ResponderEliminar
  18. se que últimamente ando un poco falta de tiempo para contestar vuestros comentarios, comentarios que agradezco enormemente.
    Mil gracias :-)

    ResponderEliminar
  19. Marga, eres la reina de las recetas con sobras. Voto por que te hagas con un congeleitor más grande para que puedas acumular más y traernos más recetas de aprovechamiento. Eres única !!!

    ResponderEliminar