5 de octubre de 2016

Pan, lascas de bacalao y pimientos




Esta tosta está basada en el bacalao con pimientos que publiqué el 27 de marzo de 2007. Eran mis comienzos. Tan solo dos comentarios y vaya si estaba contenta con ellos. Ahora, al buscar la fecha de publicación me he dado cuenta de cuanto ha cambiado la forma de presentar los platos, las fotos, la imagen del blog, en fin, ha pasado mucho tiempo, claro que sí, pero este bacalao sigue siendo de los que más me gustan.

¡Cuánto ha llovido! ¡Cuánto he aprendido desde entonces! Creo que tendré que celebrar los 10 años, iré pensando como hacerlo.


En una sartén con aceite sofrío a fuego lento el ajo muy picado. Incorporo las anchoas picadas, mezclo bien con el ajo y cuando están casi deshechas añado el resto de los ingredientes: la guindilla, las aceitunas y la mitad de las alcaparras. Remuevo bien y dejo que se rehogue todo junto unos minutos.

Mientras, preparo el tomate retirando el líquido que lo acompaña. Trituro un poco y lo incorporo a la sartén. Remuevo. Añado las hierbas y la sal. Dejo cocer bien hasta que el tomate haya perdido absolutamente toda su agua. Retiro el romero y el tomillo.

Paso brevemente por la túrmix. Ahora por un colador o chino para retirar cualquier semilla o resto de romero o tomillo. Momento de añadir a la salsa resultante las alcaparras restantes. Reservo.

El bacalao:

- Unas lascas de un hermoso lomo de bacalao (ya desalado)
- harina para rebozar el bacalao
- 4 dientes de ajo
- un buen manojo de perejil
- 4 pimientos morrones cortados en tiritas (reservar el líquido que traen)
- aceite
- agua

- unas buenas lonchas de pan de hogaza o molde

En una sartén con aceite, que cubra el fondo, pongo a freír a fuego lento los pimientos con una pizca de sal.



En el mortero coloco el ajo con el perejil y machaco bien, en ese momento añado un vasito de agua y el líquido de los pimientos, si lo tienen, porque últimamente vienen bien escasos de el.



Ahora en una sartén o cazuela proporcionada al tamaño de las lascas de bacalo, cubro el fondo con aceite, cuando esté caliente pongo el bacalao enharinado y frío un par de minutos, retiro y reservo. Añado el majado del mortero con el agua y en cuanto empiece a cocer vuelco los pimientos fritos y que cuezan dos minutos con el majado.



Las patatas:

- 1 0 2 patatas, dependerá del tamaño.
- sal y aceite para su fritura.



Lavo bien las patatas que corto, sin pelar, en rodajas como de 5mm de espesor. Las frío en aceite a fuego medio para que no queden demasiado duras. lo hago en dos veces para que no se peguen entre ellas. Retiro y coloco sobre papel de cocina para quitar el exceso de aceite.

Las tostas:

- 1 cucharada de aceite de oliva para pintar la superficie
- Queso cremoso

Pinto cada tosta por los dos lados con un poco de aceite y las tuesto por los dos lados. Nada más retirarlas del fuego extiendo una fina capa de queso por toda la superficie. Reservo.

El montaje:


Sobre cada tostada pongo una capa de patatas. Encima una capa de los pimientos. Y por último,las lascas de bacalao y para que la torta nos haga babear... una cucharada de la rica salsa que queda en la cazuela.



Servir cuanto antes, aunque no importa si no está super caliente, resulta igualmente sabrosa.

Buen provecho.



5 comentarios:

  1. Unas señoras tostas :o) Y si, anda que no hemos evolucionado a lo largo de nuestros años blogueros, como cocineras y personas!
    Besos,
    Palmira

    ResponderEliminar
  2. ¿Lo que has aprendido? Sí, sí... y lo que nos has enseñado! Vaya lujazo de tostada

    ResponderEliminar
  3. Impresionante la tosta, muy completa y con una elaboración esmerada. Ha sido muy bueno el volver a preparar una antigua receta. También me pasa a mi cuando veo mis principios, pero los cambios son para mucho mejor.
    Ahí tienes la muestra con tu rica tosta.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Evolucionar es bueno, es la deriva natural de cualquier actividad, y el blog no podía ser menos...

    ResponderEliminar